“Si en Irán se respetasen los derechos humanos, la amenaza nuclear no preocuparía”

Sumar nuestra firma a una petición es un activismo de mínimo esfuerzo, muy liviano. Casi despreocupado. Y a menudo nos convencemos de que también es bastante inútil. Es difícil creer que nuestra rúbrica librará de la pena de muerte a esa chica en Irán o que sacará al Nobel de la Paz de las mazmorras chinas. Puede. No obstante, Sina Motalebi (Teherán, 1973) está convencido de que para él miles firmas fueron su salvoconducto a la libertad.

Hace siete años este periodista iraní ganó fama mundial muy a su pesar, se convirtió en uno de los primeros blogueros del mundo en ser encarcelado. En aquel tiempo, las autoridades iraníes apenas sabían qué era un blog, pero le dejaron claro que harían de él un ejemplo. “Contigo mostraremos que escribir en Internet tiene un coste”, le dijeron. Y se convirtió en un ejemplo, sí, pero de activismo en la red.

Pasó 23 días en una celda, aislado y bajo fuerte presión psicológica. Su caso, como él mismo explica, no es extraordinario: La república islámica lidera ferozmente junto a Corea del Norte, Turkmenistán y Eritrea el ranking mundial de encarcelaciones de periodistas.

Sin embargo hasta entonces nadie había estado en prisión por escribir en Internet. Motalebi ya había recibido citaciones judiciales antes, pero en 2003, un día antes de su 30 cumpleaños, le reclamaron en una “oficina especial” de la ley.  Se temió lo peor y en un golpe de astucia escribió en su blog: “Creo que esta vez me van a arrestar”.

Tras esa escueta línea sólo hubo silencio que duró días en su blog. Y después un descomunal efecto dominó en el que blogs en todo el mundo se hicieron eco de su caso -muchos insignes, como el gurú Dan Gillmor-, grandes medios publicaron su historia y miles de personas firmaron por su liberación. Hoy reside en el Reino Unido donde trabaja en el nuevo canal en lengua persa de la BBC.

Usted está convencido de que la presión internacional le sacó de la cárcel.

Sin duda, fue fundamental. No estoy afiliado a ningún partido político, no soy un activista, ni trabajaba entonces para ningún periódico. Era un don nadie, un periodista, que escribía desde casa. Era difícil de imaginar que por un individuo anónimo se produjese semejante reacción internacional. Un día apreció uno de los interrogadores jefes con un periódico extranjero que contaba mi detención y me dijo: “¿pero qué es un blog?”. Creo que hicieron balance y el coste de dejarme marchar era menor que el de retenerme.

¿De qué le acusaron exactamente?

A día de hoy no lo sé. Los días que estuve preso me leyeron todos los post de mi blog, uno por uno, intentando incriminarme.  He intentando hacer periodismo en Irán durante 12 años,  trabajé en diferentes periódicos y los cerraron todos, lo intenté con mi blog y fui encarcelado. Mientras, amenazaron a mi mujer. Luego pasé meses aterrorizado sin poder escribir.

Dejé el país, traté de hacerlo en el extranjero y arrestaron a mi padre. Si tuviese la oportunidad de ejercer un periodismo libre allí, lo haría ahora mismo. Es por esto por lo que fui perseguido. Como digo, no soy un reformista, ni un opositor, sólo quería ser un periodista independiente.

¿Cree que hoy le hubiesen liberado?

Es difícil. Mi detención fue durante la presidencia de Jatami y entonces el gobierno iraní no tenía apenas presión sobre el asunto de la tecnología nuclear. Hoy esta es la mayor preocupación de las potencias occidentales, mientras que para el gobierno de Irán cuanta más atención atraiga lo nuclear mejor podrá mantener la presión sobre gente corriente como yo o sobre otros.

Sugiere que el tema nuclear es… ¿una distracción?

En cierto modo. Los Países Bajos tienen la misma tecnología y potencial nuclear para desarrollar armas. La raíz del problema es otra. Holanda tiene un gobierno democrático, que participa en los organismos mundiales, y aquellos que controlan la energía, es un país con libertades, prensa libre y una masa crítica. A nadie le asustaría tanto que Holanda mañana sólo usase energía nuclear para alumbrar sus hogares.  Si en Irán se respetasen los derechos humanos, la amenaza nuclear no sería tal. No tendría tanto sentido preocuparse por la capacidad nuclear de Irán. La clave son los derechos humanos.

Hoy hay muchos más bloggers y periodistas encarcelados, algunos con penas de 20 años. También hay riesgo de lapidaciones como la de Sakineh. ¿Qué futuro les augura?

Soy muy pesimista. Estamos viviendo un regreso a los principios de la revolución islámica. Un reinicio de Irán hasta los años 80. Pero debemos seguir enviando mensajes a esa gente. Los iraníes trataron recientemente de tomar el poder y han fallado. Lo único positivo es que ahora los ciudadanos no necesitan grandes plataformas ni ricos editores para hacerse oír. La revuelta en términos políticos ha fracasado, en términos de comunicación ha sido exitosa.

¿Se refiere a las protestas tras las elecciones de 2009?

Ese fue el punto de inflexión. Irán poseía ya una blogosfera muy rica. Pero durante esos días la falta de acceso a otras fuentes fue como un interruptor en la mente de la gente, tan simple como “yo también puedo”. Mucha más gente compartió información online y la envió fuera del país. Hoy la proporción es abrumadora, por cada blog que es censurado se abren 100 nuevos. Por cada bloguero arrestado otras tantas personas  deciden escribir. Es fácil bloquear uno o dos grandes sitios, pero no todos los miles de pequeños feeds o comentarios.

Pero, ¿no es muy sesgado o irreal limitarnos a ese reflejo virtual? ¿Cómo de popular es Internet en Irán? Posiblemente mucha gente no sepa qué es Twitter ni Facebook.

Es cierto que el acceso no sólo a la red, sino a los recursos para subir vídeos o escribir un blog están restringidos a usuarios de clase media, urbanos y con estudios. En Irán y en muchos países. Pero ese acceso está creciendo y, lo más importante, ha salido fuera de la red. Por primera vez iraníes de remotas provincias o de franjas de edad donde internet es testimonial saben de qué se debate en la red o qué ocurre en las ciudades. Hoy los medios digitales están desempeñando el mismo papel que las universidades en la revolución de 1979.

Explíquese.

Para cualquier cambio social compartir una red de información es esencial. En 1979 las mezquitas, los clérigos y las universidades transmitían el mensaje de la revolución a los estudiantes y éstos lo trasladaban de las ciudades a sus pueblos de origen, a sus amigos, padres, etc. A la gente que no tenía acceso a las universidades.

Creo que en 2009 los medios digitales se convirtieron en esa red capaz de difundir la información generada por las clases con acceso a Internet y devolverla de nuevo fuera de lo digital. Muchos compartían esa información por el móvil, vía sms. Muchos jóvenes comentaban con los ancianos lo que se leía y veía en internet. Y medios analógicos como algunas radios o canales también se hacían eco de ese debate, ofreciéndolo a ciudadanos que seguramente no están conectados entre sí.

¿Y cuál es la reacción del poder ante esa nueva red de información?

Esa red por primera vez está disponible para casi todo el mundo, así que no es suficiente con censurarla, boicotearla o encarcelar al que tenga un vídeo en su móvil. Así que al no poder controlarlo tratan, al menos, de contaminar el flujo de información. No sólo el gobierno, también la oposición para mostrar una imagen más violenta de Irán. Internet ha demostrado que es un espacio más moderado donde la gente corriente comparte ideas. Hay más grises que blancos o negros.

¿Espera algún tipo de apertura en Irán?

Lo único que podemos esperar es una relativa libertad controlada. Pero es difícil imaginarlo. La libertad no es como un grifo que pueden abrir y cerrar. Y el único modo de gobernar el país de la manera en que lo hacen sólo es posible de forma hermética.

– – – Información relacionada:
AudioSlide show: Sadeq Saba, director de la BBC Persa, muestra el trabajo del canal.

2 comentarios a ““Si en Irán se respetasen los derechos humanos, la amenaza nuclear no preocuparía””

  1. Carmen

    Hola Daniel,
    acabo de enterarme de tu existencia en un programa de tv española. Tus fotos son estupendas!!!. ¿Podrías por favor indicarme un enlace para ver todo el material que has publicado o que quieres mostrar??

    Saludos cordialísimos.

    Carmen

Deja un comentario

Un poquito de HTML está permitido. Tu dirección de email no será pública.

Subscribe to this comment feed via RSS